martes, 15 de agosto de 2017

EL NILÓMETRO... EL NILO Y EL ANTIGUO EGIPTO



Nilómetro es el nombre dado a unas construcciones escalonadas o pozos, diferentes en cuanto a su diseño pero con una misma función: medir el nivel de las aguas del río Nilo.
Se tomaba como referencia de la situación económica, para establecer los impuestos y para saber cuanta cosecha se recogería en los campo de cultivo.
Un nivel de las aguas de Nilo en Elefantina inferior a seis metros suponía que muchos terrenos no podían cultivarse y la consiguiente hambruna en todo el país. Un nivel muy superior a los ocho metros causaba la inundación de los pueblos, destruía las viviendas e inutilizaba los canales de riego.
Cada verano, las lluvias torrenciales en las tierras altas de Etiopía causaban un drástico incremento del caudal de agua que fluye hacia el Nilo desde sus afluentes. Entre junio y septiembre, el Nilo en su transcurso a lo largo de Egipto se desbordaba inundando las llanuras adyacentes.
Cuando retrocedían las aguas, alrededor de septiembre u octubre, depositaban una rica capa aluvial de limo que favorecía la fertilidad de las tierras cultivables. La inundación, llamada (ajet) en la antigua lengua de los egipcios era una de las tres estaciones en las que los antiguos egipcios dividían el año.
Los nilómetros más famosos están en Elefantina (Asuán), Kom Ombo y en la isla de Roda (El Cairo)




El Nilo y el Antiguo Egipto son dos conceptos que no puede entenderse separados. El río no sólo fertilizaba las tierras, sino que también era una vía de comunicación fundamental, de hecho río y civilización egipcias son dos caras de una misma moneda.
Las crecidas regulares del río fueron básicas, tanto para el desarrollo de la vida como para el propio carácter simbólico de este pueblo. De hecho se relacionaban las inundaciones con la trayectoria diaria del sol y con el carácter cíclico de la propia vida. Además sería en estas fechas, cuando el campo no podía trabajarse, cuando los campesinos aprovechaban para contribuir a la construcción de la tumba del faraón.
La crecida comienza en Junio y el río no deja de crecer hasta septiembre donde el río alcanza su caudal máximo inundando todo el valle. A partir de este  momento el Nilo se retira dejando en las tierras un limo fértil causante de la prosperidad egipcia. Es tan sumamente importante que sin estas crecidas posiblemente la civilización egipcia habría sido efímera. El Nilo proporcionó los elementos que hicieron una gran civilización que perduró tres mil años. 


 Para contralar estas crecidas en su beneficio, los antiguos egipcios crearon un sistema que les permitía medirlas, el Nilómetro. Consistía en un sistema en el que, por medio de una serie de marcas, se podían medir los niveles de inundación del río. Así podían predecir el volumen de la crecida y por lo tanto el limo y el volumen de la futura cosecha. Según el volumen de ésta se cobraba uno u otro impuesto, por eso era tan importante.
Su tamaño y su estilo podía ser diferente, así los había a modo de escaleras en las riberas de Nilo, con pocos escalones o como el de Asuán que contaba con más de noventa peldaños. Por otra parte, podían ser abiertos o bien podían tener unos escalones flanqueados por muros, en ocasiones cubiertos por un techo.
Cada año en el verano el río Nilo comienza a subir, y como consecuencia el agua desborda sus bancos y los depósitos se vierten en la llanura inundando los alrededores. Es esta inundación anual que hace que la tierra sea fértil permitiendo que sea cultivable y exista la civilización. Desde los tiempos antiguos, los egipcios dependían de las inundaciones del Nilo y su retorno regular para su sustento. Pero la inundación era impredecible. 





El Nilometro en la isla Elefantina. Los peldaños conducen al Nilo, mientras que las marcas de cortes horizontales en las paredes (a la izquierda de los peldaños) registraron las alturas de inundaciones anteriores. Imagen: Szabolcs Gebauer

Al principio, estos registros eran poco más que las marcas en la orilla del río, pero más tarde se utilizaron como marcadores escaleras, pilares, pozos y otras estructuras llamadas nilometros se construyeron. El sacerdote real supervisaba el nivel del río en el día a día y se mantenía registros. Era su deber de anunciar la llegada esperada de la inundación del verano, o la falta de el. La capacidad de predecir el volumen de la próxima inundación se convirtió en parte de la mística del sacerdocio del Antiguo Egipto.
El diseño más simple del nilometro es una columna vertical sumergido en las aguas del río, con intervalos que indican la profundidad del agua. Más tarde, estas columnas comenzaron a ser alojado en el interior de estructuras de piedra elaboradas y ornamentadas. Uno de estos nilometros todavía se puede ver en la isla de Rhoda en el centro de El Cairo. Aunque este nilometro fue construido en 861AD, este fue construido en un terreno de un ejemplar anteriores.

El nilometro en la isla Elefantina. Vista desde la parte superior de las escaleras. Imagen: Horus3

Otro nilometro de importancia histórica radica en la isla de Elefantina en Asuán, que consisten en un tramo de escaleras que conducen al agua, con marcas de profundidad a lo largo de las paredes. Elefantina marcó la frontera sur de Egipto, por lo que fue el primer lugar donde se detectó el inicio de la inundación anual.
El diseño más elaborado involucro un canal o alcantarilla que conducía desde la orilla del río, a menudo corriendo una distancia considerable, y luego alimentando un pozo, tanque o cisterna. Estos pozos Nilometro se encuentran con mayor frecuencia en los confines de los templos, donde se les permitió el acceso sólo a los sacerdotes y gobernantes. Un ejemplo particularmente fino de un nilometro se puede ver en el templo de Kom Ombo, al norte de Asuán.
Los antiguos nilometros egipcios continuaron siendo utilizado por civilizaciones posteriores hasta el siglo XX, cuando la construcción de las presas de Asuán puso fin a la inundación anual del Nilo, la prestación de los nilometros ahora es obsoleto.




El Nilo cerca de la parte inferior de los peldaños del Nilometro. El nivel de agua anterior se puede ver en las paredes. Imagen: kin0be

El Nilometro en la Isla Rhoda en El Cairo Imagen: John Kannenberg


El nilometro en la isla de Rhoda se compone de una sola columna con marcas en su cuerpo. Imagen: David Stanley

Imagen: Jim Barton

El nilometro en el templo de Kom Ombo. Imagen: erik lau



POEMA AL NILO...EGIPTO HACE 2000 AÑOS

Gloria a ti, padre de la vida! 
Dios secreto salido de las tinieblas secretas, 

Tú inundas los campos creados por el Sol 

Tú apagas la sed de los rebaños, 

Tú abrevas la tierra. 

Ruta Celeste, tú desciendes de las alturas 

Amigo de los trigos, por quien crecen los granos, 
¡Dios que revelas, ilumina nuestras moradas! 

Que las manos reposen: 

Tú trabajas para tus millones de hijos. 

Si tú dejas de crecer, los dioses se derrumban y los hombres 

Se hacen más frágiles que su sombra 

Cuando tú brillas, cuando descienden tus dones, 

La tierra se estremece de alegría. 
Todo renace, todo recibe alimento, 
Toda boca se llena de víveres. 

Dispensador de manjares exquisitos, 

Tú propagas todos los bienes 

Tú velas sobre los sacrificios 

El perfume que asciende de tus aguas 

Es incienso supremo 

Cuando tus aguas irrigan dos comarcas, 
El trigo fluye en los graneros. 

Ninguna morada puede contenerte 

Y quién podría llegar a tu corazón? 

Tú has bebido las lágrimas de todos los ojos 

Ahora ves madurar los beneficios 

Con los que has fortalecido las generaciones 

Tú eres el Señor del Mediodía. 
Al norte tus leyes son inmutables 

Tú has creado la noche y la hora del cenit 

Tú has dibujado sus rostros 

Tú velas para que se realicen 

Las oblaciones, las palabras grabadas, las esperanzas piadosas 

Tú cólera es terrible y desparrama la desgracia 

Entonces, desde Tebas hasta el Delta, 
No hay más que llanto y miseria. 
Los hombres están harapientos, 
El ciclo divino se interrumpe. 
Apenas respondes con la crecida de tus aguas 
Cuando el universo se llena de aromas, 
A TI, que instauras el orden, los hombres te alaban, 
Para que respondas y suban tus aguas. 

Te hemos suplicado, OH NILO. 

Escucha vibrar nuestros laúdes! 

Con nuestras manos te cantamos, 

Tú has colmado de júbilo a tus fieles 

Claridad radiante, tú eres nuestro amparo. 
Tú reanimas los corazones 

Los múltiples nacimientos te complacen 

A TI las ofrendas, OH, NILO desbordante 

A TI están dedicados los bueyes que degollamos, 

A TI celebran los himnos, 

Te hemos inmolado pájaros 
Hemos encendido el fuego del sacrificio, 
OH, Tú, de quien el cielo oculta el nombre 
Y de quien ninguna imagen debe fijar el aspecto. 

OH, NILO, que dispensas la alegría a los hombres 

Los Dioses, llenos de temor, rinden homenaje al dios, 

LEVÀNTATE NILO, QUE TU VOZ RETUMBE 

¡OH, NILO, LEVÀNTATE, HAZ OIR TU VOZ!

_________________

SUN KUN LI 



http://ruta-33.blogspot.com/2015/08/el-nilometro--una-antigua-estructura-utilizada-para-medir-el-nivel-del-rio-nilo.html
http://quhist.com/wp-content/uploads/2009/10/nilometro-de-elefantina.jpg
https://es.wikipedia.org/wiki/Nil%C3%B3metro
http://www.topofertas.com/about6386.html
http://1.bp.blogspot.com/-wvpdInqg_Ew/U-lzD71mGMI/AAAAAAAAAK4/YmBDg1XYeFI/s1600/A+lo+largo+del+Nilo.png



No hay comentarios:

Publicar un comentario